El alcohol y sus consecuencias

Es sabido por todo el mundo que cada vez los jóvenes empiezan a consumir alcohol a edades más tempranas. Esto significa que muchos de ellos serán alcohólicos en edades adultas con los posibles problemas que se pueden generar: conductas agresivas, malestar familiar, pérdida de empleo, consumo de otro tipo de drogas (puesto que el alcohol es considerado por muchos una droga).

Por todo ello se deben controlar los puntos de venta de alcohol y concienciar a nuestros jóvenes mediante la comunicación con ellos, de todas las cosas negativas que puede acarrear el no controlado consumo de alcohol, como por ejemplo una ruptura de esa persona con la sociedad y una vida imaginaria llena de vacíos y lagunas mentales…etc

Cuando detectamos que alguien de nuestro entorno tiene este tipo de problema, hay que hacer lo posible para que retome su vida y deje la adicción, sea cual sea. Además, es importante destacar que no sólo es victima de la adicción el que consume, sino también sus familiares, por lo cual se recomienda que busquen la ayuda de un psicólogo, si llegasen a caer en una fuerte depresión o para que les ayude a entender esta difícil enfermedad. 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *