Imperante convertirse en docente 2.0

• La tecnología es herramienta indispensable

• Docente y alumno deben estar a la par de la tecnología Los docentes deben involucrarse con la tecnología para estar a la par de sus alumnos, quienes viven en esta realidad todo el tiempo, y evitar el rezago frente a ellos.

Es necesario involucrarse con los estudiantes utilizando las posibilidades que la tecnología ofrece y convertirse en el “docente 2.0”. Es común observar en la actualidad a grupos de jóvenes con computadoras personales realizando trabajos, interactuando en redes sociales, escribiendo correos electrónicos, enviando mensajes a través de bitácoras (blogs) o simplemente navegando en la llamada red de información: Internet, señala la Maestra en Tecnologías de Información y Administración, Alejandra Flores Ramiro.

Y añade que en este contexto de conectividad permanente, “es un imperativo que desde nuestra trinchera de la docencia, nos involucremos con nuestros estudiantes de la misma forma, utilizando de la mejor manera las posibilidades que la tecnología nos ofrece”. Flores Ramiro, quien realiza una investigación sobre las plataformas de aprendizaje y su efecto en el rendimiento académico, explica que el término 2.0 responde a una serie de aplicaciones para Internet, generada en los últimos años, cuyo objetivo principal es que las personas que las utilicen puedan crear cosas en conjunto, es decir, promueven un ambiente “colaborativo”. Hoy en día dicho término se ha difundido y ha sido abrazado por aquellos que desean proyectar una imagen de vanguardia tecnológica, de ahí la necesidad de que los docentes avancen a este concepto.

 Advierte que la integración al mundo 2.0 no es la única característica que se les exige a los docentes, igualmente se requiere ser experto en pedagogía, entrenar para la acción, solucionar conflictos, ser propagandista de la educación, educar desde una perspectiva de la ética, y ser un innovador educativo, desde mi punto de vista el docente 2.0 sería aquel que cumpliera con todas estas características.

Por lo tanto para convertirnos en docentes 2.0 estamos forzados a mantenernos en constante actualización y capacitación, puntualiza. El mundo 2.0 nos compromete con la profesionalización de nuestra actividad para enfrentar los desafíos que se presentan en la educación.

La inclusión de la tecnología en los ambientes escolares ya no está sujeta a consideración, iniciar los estudios de posgrado nos ofrece un espacio de actualización y crecimiento, finaliza. Alejandra Flores Ramiro, docente de la Universidad Interamericana para el Desarrollo (UNID) sede Tasqueña, explica que en los estudios de postgrado, se brinda la Maestría en Educación con especialización en Nuevas Tecnologías Aplicadas a la Educación, lo que permite a los profesores la posibilidad de convertirse en docentes 2.0 a través una propuesta curricular integral y de vanguardia.

Flores Ramiro, cursa estudios de Doctorado en Educación en un programa conjunto entre la UNID y la Universidad de Alcalá en España.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *